Migrantes trataron de hacer un cruce masivo a Estados Unidos por Nuevo Laredo

0

Nuevo Laredo, Tamaulipas.- Un grupo aproximado de 50 migrantes centroamericanos llegó de manera imprevista al Puente Internacional I de esta frontera con intenciones de cruzar de manera indocumentada a Estados Unidos, pero de inmediato fueron contenidos por elementos de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), así como de Fuerzas Especiales de Operaciones de campo.

Este grupo de centroamericanos forma parte de un numeroso contingente de migrantes que arribaron a la ciudad desde el fin de semana en varios camiones con intenciones de cruzar al vecino país, lo que no consiguieron debido a que las fuerzas especiales de operación de campo colocaron una barrera de concreto y una alambrada de navajas que lo impidió.

Justo en la línea central del puente y detrás de las barrera, decenas de agentes norteamericanos armados estaban listos para repeler cualquier intento de cruzar por parte de los centroamericanos, mientras que del lado mexicano agentes federales estaban a la expectativa de lo que ocurría ene se momento, al filo de las 13:00 horas.

Ante esta situación, cientos de personas se vieron afectadas en sus actividades debido al cierre de este cruce internacional, lo que provocó molestias a las personas que cruzan para realizar negocios a la vecina ciudad como peatones, ya que es el único cruce por el que pasan personas a pie para realizar sus actividades cotidianas.

El caos predominó por más de una hora en que este puente fue cerrado, mientras los centroamericanos eran desalojados por las autoridades mexicanas federales, y pasadas las 14:00 horas poco a poco dejaron cruzar a los peatones que debieron mostrar su visa a los agentes apostados a la mitad de este cruce, para después volver a mostrarla en la garita de revisión.

Desde su arribo a la ciudad, los migrantes manifestaron su deseo de cruzar a Estados Unidos de la forma en que fuera posible, razón por la que agentes de CBP incrementaron la vigilancia en las aguas del río Bravo con lanchas especiales movidas por hélice, además de helicópteros que vigilaban el área desde el aire.

Cerca de las tres de la tarde la situación se ‘normalizó’ pero sin retirarse los agentes fronterizos de Estados Unidos, ya que se teme más migrantes intenten cruzar por la fuerza ya sea por el puente o por las aguas del río Bravo.

La postura del alcalde
Momentos antes de este incidente, el alcalde Enrique Rivas Cuellar dijo a medios de comunicación que solicitó el apoyo del gobierno estatal para tratar de que los puentes fronterizos de Tamaulipas no sean utilizados como medios de cruce ilegal de los migrantes.

“Las fronteras tamaulipecas no deben ser utilizadas para el cruce constante de caravanas de migrantes que buscan llegar a Estados Unidos. Demandamos, el gobernador Francisco García Cabeza de Vaca y un servidor, trabajamos sobre este delicado tema en un acercamiento con el gobierno federal, para desalentar las acciones indebidas de los migrantes”, expresó.

Mencionó que ambos solicitaron al gobierno federal que este asunto se maneje de manera permanente por ambos gobiernos, para no se utilicen las fronteras de Tamaulipas para estas actividades, y que el gobierno estatal y el municipal apoyan al fenómeno migratorio, pero no de esta manera.

Añadió que la tarea es alertar de los peligros que se corren en la frontera de Tamaulipas con las caravanas de migrantes que llegan, por lo que dijo que existe un monitoreo permanente de esta situación de las caravanas que siguen llegando a la ciudad.

Compárte esta noticia:

Déjanos tu comentario