Ponen de moda a los presos políticos

0

Por: Alberto Guerra Salazar
CIUDAD VICTORIA, (ASI).— El abogado Gabriel Regino García dio un golpe formidable a la maquinación urdida desde la fiscalía general del Estado de Tamaulipas y el Supremo Tribunal de Justicia, al presentar en el juicio oral a un presunto autor material del asesinato del periodista Carlos Domínguez, con la revelación de que fue sobornado por el gobierno, para inventar culpables.

La contundencia de este testimonio obligará al gobierno de los vientos del cambio, a poner en observación a los funcionarios involucrados, especialmente el abogado Natanael Castelano, nada menos que director del Sistema Acusatorio.

Se trata del caso donde originalmente quisieron incriminar al ex presidente municipal de Nuevo Laredo Carlos Cantúrosas Villarreal, pero al no poder apresarlo porque oportunamente se auto-exilió, el gobierno estatal, panista, recargó la culpa sobre su tío, a quien mantienen en cautiverio.

El complot fue armado desde los primeros días de ocurrido el proditorio asesinato, en enero de 2018. Usando trascendidos maliciosos, tucos al servicio del gobierno de los vientos del cambio desplegaron la falsa información de que Domínguez habría sido ejecutado por motivos de su trabajo.

También hicieron correr la especie de que el autor intelectual de la ejecución habría sido el ex presidente municipal, según ellos, porque estaría dolido por las publicaciones firmadas por Domínguez, en su contra.

Las autoridades abrieron proceso contra otras seis personas, a las que mantuvieron aisladas entre sí, repartiéndolos entre penales de Nayarit, Altamira y Nuevo Laredo, para que no tuvieran oportunidad de platicar, conocerse y articular una defensa conjunta.

El abogado metropolitano Gabriel Regino García, con amplia experiencia en el ámbito de la administración de la justicia en el entonces Distrito Federal y también como investigador policiaco, asumió la defensa de algunos de los acusados.

Hasta ahora, su principal argumentación para contrarrestar la maniobra gubernamental, es la presentación de este acusado, quien habría recibido la oferta de medio millón de pesos a cambio de declararse culpable material.

Pero transcurridos los seis días del plazo que le dieron para ponerlo en libertad, él seguía encerrado y además, sin el dinero prometido. Cuando se convenció que fue engañado por Natanael Castelan, decidió protegerse y revelar la maquinación.

Periodistas nacionales y extranjeros han prestado especial interés a este caso, por tratarse de un periodista, de un político y de un gobierno que no se distingue precisamente por el respeto a ninguna de ambas actividades.

Al contrario, Tamaulipas figura en la lista de entidades federativas donde abundan los presos políticos, según la investigación nacional que tiene en marcha el gobierno de la República, para comprobar cuáles son susceptibles de ser atraídos por el centro y hacerles justicia.

El caso de Eugenio Hernández Flores es emblemático, por la relevancia de la jerarquía política que ostentó hace apenas unos años. Fue encarcelado por una acusación que sus abogados han echado abajo mediante amparos de la justicia federal, pero está sujetado por un pedido de extradición.

Algo tendrá qué hacer o decir el consejo de la judicatura de Tamaulipas, si es que existe, cuando menos en el caso que se ventila en Nuevo Laredo, otra vez en medio de un impresionante dispositivo de seguridad, que nunca tuvo ni Obama.

En temas políticos, la sensación del día es la renuncia que presentó Ivonne Ortega Pacheco a 29 años de militancia en el PRI, no por haber sido derrotada como candidata a presidenta de ese partido, sino por el cochinero que se produjo para impedirle llegar.

Eso es lo que alega la ex Gobernadora de Yucatán aunque sus detractores, entre ellos el mismo Alejandro Moreno Cárdenas, la acusan de actuar por revanchismo, dolida por su fracaso, y reprochándole que cuanto saboreó las mieles del éxito en el tricolor, no ponía reparos.

En su carta de despedida, Ivonne se declara escandalizada del nivel de bajeza de sus ex compañeros de partido y vaticina que el PRI va hacia el camino de la extinción. Lo tenía que decir y lo dijo, aunque haya sido a destiempo.

También hay escándalo en MORENA con la revelación de que Enrique Torres Mendoza quiso agandallarse la diputación local plurinominal que dejó vacante Antonio Leal Doria con su fallecimiento, el mero domingo 2 de junio.

Tanto el IETAM como el tribunal electoral del poder judicial de Tamaulipas, rechazaron la petición del señor Torres, debido a que no fue candidato registrado. A la muerte de Leal Doria, su suplente Roque Hernández Cerda asumirá la curul.

Por cierto, la diputada federal y ex coordinadora nacional de la campaña presidencial de AMLO, Tatiana Clouthier visitó Tampico para presentar su libro “Juntos hicimos historia”, pero con una audiencia precaria.

MORENA y sus personeros todavía no aprenden la importancia de la comunicación social o no les gusta gastar dinero en la prensa, por eso crean la apariencia de que hacer las cosas en lo oscurito, clandestinas, a escondidas.

La señora Clouthier es pre-candidata a Gobernadora de Nuevo León y tiene casi el mismo nivel de aceptación que el otro aspirante Samuel García, del Movimiento Ciudadano, a pesar que ellas todavía no dice todavía si buscará la nominación.

No hizo propaganda en Tampico ni en cuadro chico, al grado de que no asistieron al evento los alcaldes Oseguera Kernion de Ciudad Madero ni Mario Alberto Hernández López, de Matamoros. Vaya, ni Alvaro Garza Cantú fue a saludarla, porque seguramente no supo de su visita.

El médico Felipe Garza Narváez estuvo en primera fila y se llevó un libro autografiado. Aprovechó su estancia en el puerto jaibo para visitar a su hermano Ricardo y a otros amigos.

La mención del tres veces diputado local por el mismo distrito, y por mayoría relativa, nos hizo recordar que su ex secretario particular Alejandro Martínez Castañón, es el nuevo titular provisional de la PROFECO en Tamaulipas.

Por razones de austeridad nacional, esa dependencia se compactó en el Estado pero sigue dando servicios, espacialmente ahora que las tiendas de venta de artículos escolares están haciendo su agosto.

La anterior delegada, Martha Guevara de la Rosa, ni por la feria volvió.

La noticia buena es que el licenciado Sergio Zertuche Romero fue designado como encargado de la delegación de INFONAVIT en Nuevo León, en mérito de los buenos resultados que ha dado en esa dependencia y en el IMSS.

Zertuche tiene dos circunstancias fortuitas afortunadas: es hijo de Sergio Zertuche Zuani y es yerno de Humberto Filizola Haces. Tiene además un tío diputado federal, Armando, de la no menos afortunada coalición MORENA-PES-PT.

(Intuimos un conflicto inter-familiar en 2021, cuando Armando sea candidato a presidente municipal de Reynosa, por esa coalición, y su sobrino Juan Carlos, candidato al mismo cargo, pero postulado por el Movimiento Ciudadano).

Cumplen años Cuauhtémoc Díaz Martínez, Alondra Martínez y Arturo Barrios Herrera.

Correo electrónico: albertoguerra65@hotmail.com

Compárte esta noticia:

Déjanos tu comentario