El equipo Monterrey perdió en Querétaro dos goles a uno

0

Querétaro, Querétaro.- El Rey Midas se encargó de ponerle una daga al club de sus amores: Monterrey. Querétaro venció 2-1 a los Rayados que siguen sin recuperar una mala racha de resultados que lo tienen en la posición número 14 con 16 unidades.

Tras el cese de Diego Alonso, la directiva regia le apostó al interinato de José Treviño e ir a La Corregidora por tres puntos que les diera un poco de confort y así tener la confianza de rescatar la campaña.

Y todo parecía ir como la planeación. Minuto 11 y apareció Carlos Rodríguez para aprovechar un fatal error de Gil Alcalá y abrir el marcador. Sin embargo, poco fue el tiempo de alegría, pues Ayron del Valle apareció ante un mal trabajo defensivo de Nicolás Sánchez para igualar los cartones al 20′.

Los dirigidos por Víctor Manuel Vucetich encontraron en su técnico el mejor consejero para buscar la voltereta ante unos Rayados confusos y sin conexiones en el campo. Ake Loba tuvo la oportunidad de hacer efectiva la hazaña, ganó la carrera con el esférico en los pies, pero su disparo fue débil ante una oportuna salida de Marcelo Barovero.

Una jugada confusa y de apreciación llevó a Roberto García Orozco, con todo y revisión del VAR, a marcar la pena máxima a favor de los locales. Edson Gutiérrez presionó la marca de Loba quien se tropezó y cayó para de inmediato escuchar el silbatazo y luego de la rectificación, Jordan Sierra tomó el esférico y con un definición fría y certera puso el 2-1.

Gallos creció, se quedaba corto del tercero con algunos intentos de Del Valle y Loba, como los principales del peligro. Para el segundo tiempo, la escuadra regia despertó y recordó ese consejo épico de Treviño “recuerden el mejor sexo de su vida”, quizás a los jugadores les costó trabajo, pero pues hicieron el intento de recordar con un par de remates de Dorlan Pabon o un Rodolfo Pizarro buscando espacios.

Para aumentar la crisis en el campo de Rayados, Pizarro vio la tarjeta roja por una fuerte entrada sobre Jaime Gómez. Sin protestar, el jugador se retiró al vestidor. Aún así, Treviño buscó rearmar su estrategia y sacó a Miguel Layún para darle paso a Vincent Janssen. Le resultó, Monterrey se vio superior y presionó a Gallos, quienes resguardaron el triunfo con la entrada de Enrique López.

Terminó el tiempo. Monterrey sumó una derrota más tras el Clásico Regio y no logra salir del fondo de la general. Por su parte, los queretanos se colocaron en la tercera posición para irse a descansar en la Fecha FIFA.

Compárte esta noticia:

Déjanos tu comentario