Las corruptelas en Panamá constatan la vulnerabilidad de WhatsApp

0

Panamá, Panamá.- La difusión pública de conversaciones mantenidas desde su teléfono por Juan Carlos Varela cuando era presidente de Panamá (2014-2019) han constatado nuevamente la total vulnerabilidad de la aplicación WhatsApp, así como una dinámica de corrupción persistente en el país.

El pasado martes se publicó de manera apócrifa en internet una página web con el nombre “Varelaleaks” que contiene transcripciones de conversaciones a través de la aplicación WhatsApp de Varela, mientras era presidente de la República, con otras autoridades del país, con empresarios, periodistas y familiares.

El exgobernante admitió públicamente haber sostenido esas conversaciones, aunque aseguró que su contenido “ha sido distorsionado”.

Varela advirtió que “si se pudo intervenir el teléfono de un presidente en funciones, es evidente que cualquier panameño ya sea mandatario, diputado, juez, periodista, empresario o sociedad civil se encuentra hoy vulnerable y a la merced de una organización delincuencial”.

De hecho, al revelar las conversaciones de Varela, han quedado destapadas las de sus interlocutores, entre quienes se encuentran más de un docena de personas, desde la procuradora general de la Nación (fiscal general del Estado), Kenia Porcell, hasta la esposa del mandatario, Lorena Castillo, pasando por el contralor general de la República, Federico Humbert, y el principal empresario del país, Stanley Motta.

El expresidente anunció que contempla la posibilidad “de interponer acciones legales ante otra evidente comisión de un delito de violación a la intimidad”.

Ni la procuradora general de la Nación ni ninguna otra persona de las que aparecen en esas conversaciones, sea porque eran interlocutores del entonces gobernante o porque son mencionados, se han pronunciado públicamente hasta ahora sobre este hecho.

El enlace a la página web “Varelaleaks” comenzó a ser publicitado o compartido el día de su publicación a través de la aplicación WhatsApp y de otras redes sociales, principalmente por personas relacionadas en menor o mayor grado con el también expresidente de Panamá Ricardo Martinelli (2009-2014).

En la presentación de la mencionada página sus autores se identifican como “un grupo de ciudadanos latinoamericanos comprometidos con la democracia y hastiados de la corrupción y abuso de nuestras autoridades”.

“Hasta nosotros llegó, un teléfono celular, un dispositivo que después de verificarlo pudimos comprobar que contiene las conversaciones de WhatsApp que sostuvo entre 2017 y 2018 el ahora expresidente de Panamá Juan Carlos Varela”, explican.

Poco días después, comenzaron a circular por las redes sociales noticias falsas o comunicados falsificados como el de una renuncia a su puesto de la procuradora general.

“No he perdido ni extraviado ningún teléfono celular”, aseguró Varela y consideró que “esto comprueba lo que Panamá ya conoce sobre la compra, uso ilegal y posterior pérdida del equipo de interceptación telefónica Pegasus, adquirido durante la gestión del expresidente Ricardo Martinelli”.

La compra y uso del mencionado equipo de espionaje telefónico fue motivo de una denuncia contra Martinelli, por la que fue detenido en Estados Unidos y extraditado a Panamá, donde finalmente fue absuelto por una controvertida decisión judicial que ha sido recurrida.

Varela dijo que es víctima de este “ataque” en un intento por desviar la atención de los “nuevos casos de corrupción” que involucran a Martinelli y “que aparecen por la justicia extranjera, como es el caso de FCC en España”.

Compárte esta noticia:

Déjanos tu comentario