Indemnizaciones, por renuncias

0

Por: Salvador Leal Luna
Lo dado en los últimos tiempos, donde los ex presidentes del Instituto Electoral de Tamaulipas (IETAT, han renunciado a sus cargos para lo que fueron electos; es decir por siete años y que después (renuncian). Estos “vivíos” demandan ante las autoridades electorales y ganan. Pero lo peor del caso es que estas indemnizaciones son pagadas con recursos públicos.

Creo a mí juicio que aquí hay gato encerrado, porque si renuncias, creo que no debe haber indemnizaciones, compensaciones o demás recursos, debido a que no cumplen con su trabajo; es decir para el tiempo que fueron electos, tal es el caso de Jesús Hernández Anguiano y Miguel Ángel Chávez García, quiénes han demandado y las autoridades electorales, les han dado la razón.

Cabe destacar que el primero gano el juicio y se llevó según dicen más de un millón d pesos, el tanto, el segundo, luego de conocer el camino, habrá de recibir una indemnización igual, todo por haber renunciado a sus cargos electorales y que según, por haberse ido antes, no podrán trabajar por dos años, todo por haber servido a una autoridad electoral.

Esto me parece más que absurdo, porque si cumplen con el período para que fueron electos, no hay compensaciones o indemnizaciones, esto es lo rato del asunto. Creo que es conveniente que el Poder Legislativo de Tamaulipas, al mando del pastor, Gerardo Peña Flores, tome cartas en el asunto, debido a que esas acciones “no gratas”, se pagan con recursos públicos; es decir provenientes de la Secretaría de Finanzas del gobierno de Tamaulipas.

Esto es muy extraño, que se indemnice por renunciar a los cargos al menos estos que son públicos electorales y más porque no cumplieron con los años por lo que tomaron protesta ambos hoy ex presidentes del Instituto Electoral de Tamaulipas, como fue el caso de Jesús Hernández y recientemente el de Miguel Ángel Chávez, quien habrán de recibir una beca por renunciar.

Urge que alguna autoridad competente tome esto en sus manos, ya que los presidentes del IETAM que son nombrados por siete años, al menos estos dos que señalo no cumplieron y como quiera se les indemniza. Considero una “vergüenza” este tipo de acciones y que son autorizadas por desgracia por una autoridad electoral también.

Comento esto también, porque los consejeros nacional del INE y según las entrevistas que realizaron para la elección del titular del IETAM. Aquí nombrado, Juan José Ramos Charré, por siete años, los cuales debe de cumplir hasta el 2026. Esperemos que así sea y no renuncie como sus antecesores, para luego cobrar una indemnización que a mí juicio no corresponde, porque acepta las condiciones, tanto laborales y electorales.

Sin duda que estas indemnizaciones cuestan al erario estatal, pero a la vez, ni el Congreso de Tamaulipas, menos la Secretaría de Finanzas, dicen algo, al parecer no es interesa, sino están de acuerdo en que se destinen recursos públicos a indemnizaciones por “renuncias” a los cargos como presidentes del IETAM.

Finalmente, esto de alguna manera debe ser analizado a fondo, porque no es posible que por renuncias tengan que indemnizar a los presidentes del IETAM, todo porque en dos años no podrán ejercer otra función pública. ¿Pero no cumplieron? Creo que aquí y como dije líneas arriba hay gato encerrado.

Por hoy es todo.
HASTA LA PRÓXIMA.
Correo Electrónico.
leal6418-14@hotmail.com

Compárte esta noticia:

Déjanos tu comentario