Saber Negociar

0

Por: Jorge Bladimir Joch González
En política como en todo los ámbitos de la vida es fundamental saber negociar para lograr los mejores resultados, pero lamentablemente muchos de lo que participan son presas de la soberbia y del ego, y cuando esperan resultados tienen que “entregar en bandeja”.

Ejemplos los hay todos los días sobre todo entre quienes participan en la vida pública del país, y deben dialogar con quienes piensan diferente para convencerlos de que lo que ofertan es la mejor opción.

En las empresas ocurre lo mismo entre los mandos directivos, pero con la ventaja de que en el último de los casos hay una voz desde la altura piramidal que corrige el rumbo si esa fuera la situación.

Recientemente en la función pública se han mostrado aptitudes y casos que dan pena, pues funcionarios queriendo quedar bien con el jefe tratan de sacar adelante los acuerdos y se han topado con pared, como fue caso de Mario Delgado en la Cámara de Diputados que por no negociar con la oposición no pudo sacar adelante el libreto que se le había escrito.

Caso contrario fue en el Senado donde Ricardo Monreal se mostro como el negociador nato que es, dando una lección de que se pueden sacar acuerdos fundamentales para el país como la aprobación de las cinco leyes relacionadas con el T-MEC y el Acuerdo Internacional de Cooperación en Materia de Medio Ambiente.

Monreal no tuvo empacho en reconocer la contribución de todas las fuerzas políticas representadas en el Senado, y de los diversos sectores del país que hicieron propuestas como parte del Consejo Coordinador Empresarial del que forman parte la CONCANACO, CONCAMIN, COPARMEX, EMA, CNA, SERVITUR, CANACO Ciudad de México, CANACINTRA, ANTAD, CANIFARMA, CANIPEC, CONMEXICO y Tip Council.

También el zacatecano repitió que hay que profundizar el diálogo, ya que eso es la política que está hecha para dirimir controversias y disminuir contradicciones, que en todo el mundo y en toda época ha servido como un instrumento indispensable para el desarrollo de los pueblos.

Ojalá que sus compañeros de gobierno y de partido tomaran el ejemplo, entendiendo que al jefe se le sirve resolviéndole problemas y no solo acatando sin chistar las órdenes que les da.
bladijoch@hotmail.com

Compárte esta noticia:

Déjanos tu comentario