Una ola de frío polar y un tornado azotan a Estados Unidos

0

Washington, Estados Unidos.- Al menos tres personas murieron después de que un tornado atravesara una localidad costera en Carolina del Norte, mientras que en el resto de Estados Unidos continúa una ola de frío polar.

El Servicio Meteorológico Nacional (NWS, por sus siglas en inglés) alertó de un “área extensa y sin precedentes de condiciones invernales peligrosas” desde la costa este hasta la costa oeste, con más de 150 millones de estadounidenses bajo advertencias relacionadas con el clima invernal.

Lluvias heladas, nevadas, tormentas de nieve y un frío polar azota Estados Unidos desde hace varios días.

Casi cuatro millones de viviendas y negocios seguían sin electricidad el martes por la mañana en Texas, donde las temperaturas bajaron de los -12 grados centígrados (10 grados Fahrenheit).

Más de 250 mil personas padecieron por un apagón en zonas de los Apalaches y otro cuarto de millón se quedó sin luz tras una tormenta de hielo en el noroeste de Oregon, según poweroutage.us, que monitorea reportes de cortes de suministro.

En Houston murieron una mujer y una niña en una casa que se había quedado sin electricidad, por una supuesta intoxicación con monóxido de carbono procedente de un auto encendido en un garaje adosado, según la policía.

Mientras una nueva tormenta se espera en la región de los Grandes Lagos (noreste), el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, ordenó el lunes a los servicios de emergencia prepararse para hacer frente a “nieve, hielo y fuertes vientos en todo el estado durante los próximos dos días”.

Tornado deja destrucción y apagones en Carolina del Norte
El tornado, que según las autoridades dejó además 10 heridos, se produjo el martes por la mañana justo después de la medianoche, en el condado suroriental de Brunswick, en la Ocean Ridge Plantation Community de Carolina del Norte. El meteoro destruyó casas, dejó a a miles de personas sin electricidad al derribar tendidos eléctricos y rompió árboles por la mitad, según medios.

“Es algo que no habíamos visto nunca. Mucha destrucción. Va a ser un largo proceso de recuperación”, dijo el jefe de policía de Brunswick, John Ingram, en una conferencia de prensa el martes por la mañana.

Había personas atrapadas en viviendas, indicó la agencia de Gestión de Emergencias del Condado de Brunswick. Ingram dijo que se estaba buscando a las personas desaparecidas y que la operación se redoblaría de día. Pidió a la gente que evitara la zona mientras los equipos trabajaban para despejar las calles y buscar víctimas.

Compárte esta noticia:

Déjanos tu comentario