Por: Alejandro Govea Torres
Los estrategas del PAN en Tamaulipas se van a lamentar haber impuesto a Yahleel Abdala Carmona, Oscar Almaraz Smer y Mario Ramos Tamez como candidatos a la alcaldía de Nuevo Laredo, a la diputación federal del V Distrito Electoral y a la diputación local del XIV Distrito Electoral, respectivamente, ya que sus nominaciones generaron un enorme descontento entre la militancia desplazada por estos advenedizos, pero además son calificados como traidores y oportunistas entre las personas que han participado en varias encuestas.

Los ahora expriístas, es decir Abdala Carmona y Almaraz Smer, dejaron de tener el apoyo ciudadano que alguna vez tuvieron, por lo que son considerados como “cartuchos quemados” que en nada abonarán para obtener la mayoría que requiere con urgencia del PAN en Tamaulipas.

La señora Abdala Carmona confía en que la popularidad del alcalde con licencia Enrique Rivas Cuellar, quien fue nominado como candidato del PAN a la diputación local del I Distrito Electoral con cabecera en Nuevo Laredo, la va a impulsar para obtener la alcaldía, pero resulta que tanto panistas como priístas se han unido en contra de ella en aquel municipio fronterizo.

La también exdirigente estatal del PRI en Tamaulipas cree que con un buen discurso puede convencer a la ciudadanía de Nuevo Laredo de que vote por ella, sin embargo, se le olvida que por la pandemia del coronavirus no habrá mítines ni mucho menos eventos masivos, pero además tendrá en contra a dos adversarias sumamente aguerridas, como es el caso de la priísta Cristabel Zamora Cabrera y de la morenista Carmen Lilia Cantúrosas Villarreal.

Por su parte, Almaraz Smer pretende revivir “viejas glorias” cuando disfrutó de las mieles del PRI y más cuando varios de sus excolaboradores se desempeñan como funcionarios municipales, sin embargo, ganar la diputación federal del V Distrito Electoral con cabecera en Victoria no será nada fácil, sobre todo porque tiene como adversario a Enrique Cárdenas del Avellano, quien cuenta con una excelente estructura electoral.

La nominación del también dueño del restaurante La Corte fue duramente criticada por priístas y sobre todo por panistas, quienes desde ahora promueven el voto en su contra, cuya acción sin duda afectará la pretendida reelección de María del Pilar Gómez Leal como alcaldesa de Victoria.

En tanto que Ramos Tamez no tendrá la más mínima oportunidad de ganar otra vez de chiripa una diputación como hace tres años, puesto que su desempeño como diputado federal, primero dentro de la fracción de Movimiento Ciudadano (MC) y luego en la bancada del PAN, dejó mucho que desear porque ni siquiera logró obtener recursos para la construcción de la segunda línea del acueducto “Guadalupe Victoria” a pesar de ser secretario de la Comisión de Recursos Hidráulicos, Agua Potable y Saneamiento de la Cámara de Diputados.

Si bien es cierto que desde hace tiempo se unió al PAN, luego de traicionar a las gentes que lo impulsaron para ganar la diputación federal bajo las siglas del MC en el 2018, la nominación de Ramos Tamez ha sido considerada como un insulto entre los panistas victorenses.

Es por eso, que los estrategas del PAN en Tamaulipas, entre los que se encuentra el dirigente estatal Luis René Cantú Galván, mejor conocido como “El Cachorro”, se van a lamentar haber impuesto las nominaciones de Abdala Carmona en Nuevo Laredo, así como también la de Almaraz Smer y la de Ramos Tamez en Victoria porque todo indica que serán derrotados en las elecciones del próximo domingo 6 de junio.

En otro tema, la instalación de una gran valla alrededor de Palacio Nacional ha propiciado fuertes críticas en contra de la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador, quien como siempre culpó a la derecha retrógrada y resentida de promover la violencia para desprestigiar a su gobierno.

Las quejas o denuncias del Jefe del Poder Ejecutivo Federal sólo han servido para radicalizar el movimiento feminista durante la marcha que habrá hoy por el Día Internacional de la Mujer, sobre todo cuando el número de muertes y desapariciones crece día a día en el país.

Y como muestra del descontento que hay en contra de López Obrador, la gran valla alrededor de Palacio Nacional se convirtió en un memorial de víctimas de feminicidios, puesto que sus familiares y amigos escribieron sus nombres para recordarle que no se ha hecho nada para contener la violencia.

Además, la defensa que ha hecho López Obrador a la nominación de Félix Salgado Macedonio como candidato de Morena a la gubernatura de Guerrero se ha considerado como una afrenta abierta y grotesca entre los distintos grupos feministas en el país, especialmente después de que el político tabasqueño expreso: “que ya chole” durante una conferencia matutina en Palacio Nacional.

Incluso, la indignación creció cuando varios funcionarios federales, como es el caso del vocero de la presidencia de la república, Jesús Ramírez Cuevas, llamó a la gran valla como el “muro de paz”, mientras que la titular de la Secretaría de Gobernación (Segob), Olga Sánchez-Cordero Dávila, dijo que fue instalado para proteger a las mujeres.

Por último, desde ayer por la tarde se formaron largas filas de personas de la tercera edad en el CBTIS 119 y CBTIS 236, incluso en el Centro Cívico, pero después corrió la noticia de que se había cambiado la sede a la escuela primaria “Leona Vicario”, para el arranque de la vacunación en contra del coronavirus en Ciudad Victoria.

Correo electrónico: jagovea_53@yahoo.com

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *