Por: Alberto Guerra Salazar
CIUDAD VICTORIA, (ASI).— Maki Ortiz Domínguez no ceja en su empecinamiento de heredarle la presidencia municipal de Reynosa a su hijo Carlos Peña Ortiz a pesar de que el muchacho ni cumple los requisitos para ser candidato, ni tiene la madurez y preparación para ejercer el cargo.

No le importa que existan muchas expresiones ciudadanas, de repudio a la pretensión de Maki, ella está decidida a imponer a su hijo como candidato de MORENA, no obstante que ambos pertenecen al PAN.

La presidenta municipal saliente ha completado dos períodos de gobierno en Reynosa, que suman cinco años al frente de los destinos de la ciudad fronteriza más importante de Tamaulipas.

Pero no está dispuesta a entregar el cargo, a pesar de que en cinco años no pudo cumplir la mayor parte de las promesas de campaña. Reynosa atraviesa su peor época por el colapso en la prestación de los servicios públicos básicos.

Maki quiere seguir mangoneando los hilos del poder municipal, así sea a través de la amable intermediación de su hijito, que nunca ha sido funcionario de elección popular.

Es una paradoja, que cuando andaba en campaña, en 2016, la doctora Ortiz Domínguez hizo el retrato hablado de una persona que jamás debería ser candidato, y es justo ahora cuando el rostro de su hijo encaja en esa precisa definición.

Dijo textualmente:

“Es bien importante la experiencia en el servicio público, porque no se puede llegar a practicar porque en esas condiciones, no se pueden dar (buenos) resultados. Necesitamos gobernantes con experiencia. No podemos arriesgar a nuestro municipio a más experimentos”.

Un video de esa época fue reciclado en redes sociales y aparece el mensaje de Maki, descalificando la postulación de un novato, un recién llegado, un advenedizo, un primerizo, sin saber que sus propias palabras serían usadas para combatir la imposición que quiere hacer de su hijo, como candidato a su propia sucesión.

Pero es un hecho consumado, que Carlos Peña Ortiz es el candidato oficial de MORENA a la presidencia municipal de Reynosa, porque el propio presidente nacional de este partido, Mario Delgado Carrillo, le entregó el certificado respectivo.

Los auténticos morenistas de Tamaulipas están muy disgustados por esta imposición, especialmente los que construyeron sendos proyectos para buscar la candidatura, y se sienten traicionados.

También hay enorme contrariedad en el palacio de gobierno en Ciudad Victoria pues Cabeza de Vaca daba por sentado que el PAN seguiría gobernando en Reynosa. Nunca se llevó bien con Maki porque la señora no se le sometió, pero que se fuera a MORENA es el colmo.

La situación está complicada en Reynosa. Maki se encargará de descarrilar la campaña electoral del Chuma, y Cabeza querrá aplastarla a ella y a su retoño, para que tampoco ganen la presidencia municipal.

La coyuntura es perfecta para que surja un tercero en discordia. Lástima que el PRI esté todavía en la lona y no atine a levantarse para ir en la búsqueda de la gloria perdida.

Ahora que empiezan las campañas, lo importante es conocer las propuestas de los candidatos y de sus partidos, para ir calibrando la seriedad y viabilidad de cada una de ellas.

Desde el primer minuto del domingo 4 de abril se abrieron las campañas y hubo candidatos que se tomaron en serio aquello de aprovechar el tiempo, pues desde esa misma hora empezaron a emitir promesas.

Oscar Almaraz Smer, el ex presidente municipal victorense que tiró al cesto de la basura su militancia y lealtad al PRI, a cambio de una candidatura del PAN a diputado federal, se ganó el torneo estatal de demagogia.

Enrique Cárdenas del Avellano, postulado por el PRI para el mismo cargo, V distrito, fue muy discreto en el arranque de su campaña, pues no se ha sabido nada.

Pero él no necesita carta de presentación por tratarse de un personaje de relieve estatal y con una vasta experiencia política y legislativa a cuestas, lo que lo convierte en un candidato con grandes posibilidades de éxito electoral.

No se puede decir lo mismo del abanderado de MORENA, un muchacho Illoldi que ni siquiera pertenece a este partido sino al Partido Verde pues van coaligados. Apenas se están organizando.

Illoldi desplazó a otros políticos que aspiraron a representar a MORENA, con más carrera y posibilidades de éxito. Felipe Garza Narváez es uno de ellos. Su registro como aspirante a candidato externo no prosperó.

Heriberto Cantú Deandar, en Nuevo Laredo, también es víctima de daño colateral, pues otro militante del Verde, Ana Laura Huerta Valdovinos, será la candidata de MORENA en ese distrito, por efecto de la coalición partidista.

A pesar de la firma del Acuerdo por la Democracia convocado en Palacio Nacional, algunos Gobernadores no resistieron la tentación de usar trucos en las candidaturas. Es su naturaleza.

A nivel municipal también será una batalla electoral muy competida. Nuevo Laredo tendrá presidenta municipal pues los principales partidos registraron a mujeres. Carmen Lilia Cantúrosas Villarreal, de MORENA, es la favorita.

Yahleel Abdalá Carmona tiene una historia igual a la de Oscar Almaraz Smer, pues también sucumbió al canto de los azules (no los dólares, sino los panistas) pues habiendo sido dirigente estatal del PRI, se inscribió en el partido de Fox, FECAL y otros próceres mexicanos.

La señora Abdalá representará al PAN en la contienda municipal fronteriza. Cristabell Zamora, ex diputada federal de Nuevo Laredo, del PRI, peleará la presidencia municipal. Leticia Bárbara Hernández, del Movimiento Ciudadano, y Griselda Garza Flores, del Partido Verde, completan el cuadro femenil. Una de ellas será edil.

En tanto que en Reynosa, Carlos Peña Ortiz, el candidato de MORENA a presidente municipal, quedó formalmente impugnado anta las autoridades electorales, que resolverán conforme a la ley, si lo confirman o lo quitan de la lid.

Rigoberto Ramos Ordóñez sí es militante de MORENA y gastó mucho tiempo y dinero construyendo una plataforma de lanzamiento hacia la competencia electoral, pero Maki quiso agandallar la candidatura, para ungir a su propio hijo y continuar ella otros cinco años mangoneando la tesorería municipal.

Maki no ha renunciado al PAN ni la han expulsado desde Ciudad Victoria, de tal manera que si consigue que su hijo sea en definitiva el candidato de MORENA, será un auténtico agandalle.

Las campañas de proselitismo de los candidatos a presidentes municipales y a diputados locales, arrancarán el lunes 19 de abril, en un marco de severas restricciones por culpa de la pandemia del Covid-19.

El ex Presidente de la República Felipe Calderón Hinojosa, publicó un tuit para condenar que el PAN postuló en Río Bravo a un ex presidiario, Miguel Angel Almaraz Maldonado, a la presidencia municipal.

Almaraz, como Oscar Almaraz Smer, también traicionó a su partido, el PRD, como aquel al PRI, para tratar de reverdecer laureles. Detrás de ambos está la mano azul que mece la cuna desde palacio de gobierno.

Hoy estaría cumpliendo 67 años de edad el periodista José Walle Juárez, fallecido un lunes 20 de julio de 2020.

Mañana cumple años el periodista y editor Francisco Cuéllar Cardona.

El maestro de comunicadores José Luis de Anda Yancey sigue recibiendo felicitaciones por su exitosa carrera de 61 años en el periodismo.

En Reynosa dejó de existir el activista social Carlos Ibarra Pérez, conocido por sus amigos como el Maromero.

Correo electrónico: albertoguerra65@hotmail.com

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *