Obligan a la Junta 39 en Tampico a citar a juicio laboral en el tiempo legal

Edificio de la Junta Especial Número Treinta y Nueve de la Federal de Conciliación y Arbitraje (JFCA) en Tampico, Tamaulipas, México.

Tampico, Tamaulipas.- La Junta Especial Número Treinta y Nueve de la Federal de Conciliación y Arbitraje (JFCA) en Tampico, fue obligada por el Poder Judicial Federal a fijar fecha para la audiencia del juicio laboral 343/2020 en el tiempo legal establecido, ello en cumplimiento a la sentencia 821/2020 que otorgó el amparo a un ciudadano, al haberse violado la garantía de justicia rápida, por programar fecha lejana.

La Juez Alejandra Ugalde Pérez, titular del Juzgado Noveno de Distrito en Tampico, resolvió, “con fundamento en el artículo 196 de la Ley de Amparo, se da a la parte demandante por el término de tres días, con los oficios y anexos remitidos por la autoridad responsable, para que manifieste lo que a su derecho convenga, con el apercibimiento que de no desahogar la vista otorgada, este tribunal de amparo resolverá sobre el cumplimiento de la ejecutoria dictada en este asunto con base en los elementos que obren en el expediente”.

La sentencia emitida el dos de febrero, otorgo el amparo para que la Junta , agote todas las instancias que estén a su alcance a efecto de celebrar la audiencia de ley en la fecha y hora señaladas para tal efecto; en caso de no ser posible lo anterior, deberá dictar un nuevo proveído en el que señale nueva hora y fecha para que tenga verificativo la audiencia correspondiente, la cual deberá fijar dentro del plazo previsto en la Ley Federal del Trabajo.

La Juez señalo en la sentencia que, la violación constitucional se patentiza con la simple omisión o el retardo de la autoridad en prolongar más allá de los términos y plazos legales previstos para la tramitación y resolución del juicio o procedimiento respectivos, con lo que se afecta todo el procedimiento, en razón de que éste se configura por una serie de actos y etapas concatenadas o unidas entre sí, que se van desarrollando una tras otra en forma lógica y sistematizada para la consecución de un resultado, la emisión del laudo.

De modo que, cuando el retraso o la omisión se concreten respecto de actos o etapas previas y específicas, trasciende a todo el procedimiento, porque desde una perspectiva integral, es inminente que una vez salido de sus cauces legales, ya no podrá desarrollarse dentro de los plazos y términos originalmente previstos, pues dada la necesaria conexión de los actos procesales, el que éstos se efectúen tardíamente o no se realicen, desfasa el ámbito temporal.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *