El adeudo

Por: Gricelda Guerra Romero
Una excelente respuesta fue la de los jóvenes de 18 a 39 años en Matamoros y en Reynosa, 24,750 y 27,091 respectivamente, al grado que estos municipios fueron noticia nacional, ante los altos números de dosis suministradas en el primer día, como así dieron testimonio las fotos que circularon en los medios nacionales.

La demanda fue tal que hubo sedes de vacunación que al filo del mediodía ya no contaban con dosis, obligando al reabastecerse para continuar atendiendo a los miles de jóvenes, que carpeta bajo el brazo estaba a la espera de pasar a las mesas de vacunación, aun cuando esas esperas tuvieran que soportan los inclementes rayos del sol.

En esta ocasión en Matamoros se determinó que fueran seis las sedes, debido al ser el segmento de la población más numeroso, ante lo cual se habilitó la UANE así como uno más en Ciudad Industrial, estas dos más pensadas en atender a los trabajadores de las empresas maquiladoras, por ello se les dio prioridad al momento de llegar, aun cuando esto causo enojo entre quienes se encontraban en las interminables filas.

Hubo aquellos jóvenes que de plano no soportaron el pequeño piquete en el brazo y terminaron siendo virales, al escenificar un ataque de histeria y miedo o de plano se desmayaron.

Lo clásico no faltaron los vendedores ambulantes o aquellos jovencitos que acudieron a vacunarse, pero vieron una oportunidad de hacer negocio con la venta de refrescos y agua embotellada, por lo que cargando hieleras recorrían las filas para ofrecer su producto, que ante el intenso calor pues fueron muy solicitadas.

Mientras que se lleva a cabo la jornada de vacunación, en Matamoros inicio otras acciones, pero estas enfocadas para combatir a las plagas de zancudos, que ante las pasadas lluvias se incrementaron considerablemente, ante lo cual como lo había declarado días atrás el alcalde Mario López, tras un dialogo con la Secretaria de Salud Gloria Molina, conoció la problemática que enfrenta con la falta de equipo para iniciar con las labores de fumigación para prevenir el dengue, ante lo que el ayuntamiento decidió no quedarse con los brazos cruzados, y ante la urgencia del caso puso manos a la obra con la adquisición de 10 vehículos, que fueron equipados con las motobombas para realizar los recorridos por las colonias, que ese mismo día de la entrega de los vehículos arrancaron las acciones de fumigación por los diversos sectores, como así lo pudieron constatar los ciudadanos.

Lo reprobable es la basura que han dejado una parte de los que han recibido su vacuna anti covid, ya que luego de concluir el periodo de espera para detectar alguna reacción por la dosis recibida, se pudo apreciar en las sedes los algodones tirados por doquier, aun cuando se contaban con los suficientes cestos de basura para depositarlos.

En tanto que la Secretaria de Salud Gloria Molina enfrentaría una demanda por un supuesto fraude por más de 9 millones de pesos, de la empresa Medical Depot.

Y es que la empresa se cansó de esperar que se le cubriera el adeudo, que tiene la Secretaría de Salud por contratos firmados desde hace cinco años, por lo que la empresa decidió demandar tanto a la titular como a algunos de los ex funcionarios, así como algunos de los actuales titulares.

Según el abogado Manuel Antonio Monreal Pérez, la Secretaria solo reconoce un adeudo de 6.7 millones de pesos, cuando en realidad es de 9.3 millones de pesos, según los registros de la empresa.

Por lo pronto el abogado Monreal Pérez acudirá hasta los tribunales de ser necesario, para pedir la destitución del titular de la Fiscalía General de Justicia de Tamaulipas y la consignación de Gloria Molina, para que se le pague hasta el último peso que se le debe a su empresa.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *