En Santa Elena, la tortuga Jonathan, el animal terrestre más antiguo del Planeta, celebra su 190 cumpleaños

Jamestown, Santa Elena, África.- La isla de Santa Elena, en el Atlántico Sur, celebra el cumpleaños del animal terrestre vivo más antiguo del mundo: una tortuga gigante de las Seychelles llamada Jonathan, que cumple 190 años.

La casa del gobernador de la isla, donde Jonathan ha pasado la mayor parte de su vida, celebra la ocasión abriendo durante tres días a los visitantes que deseen celebrar el «hito histórico».

Los funcionarios de la isla, un territorio británico de ultramar, también han realizado una serie de sellos conmemorativos.

Si bien no hay un registro real de su nacimiento, se cree que Jonathan nació alrededor de 1832.

Fue traído a St. Helena desde las Seychelles en 1882 como regalo para Sir William Grey-Wilson, quien luego se convirtió en gobernador.

Pero Jonathan en realidad podría tener hasta 200 años, según Matt Joshua, jefe de turismo en St. Helena.

Comentarios sobre anuncios

Según Guinness World Records, Jonathan es también el quelonio más antiguo, una categoría que abarca todas las tortugas, tortugas acuáticas y tortugas terrestres.

El quelonio anterior más antiguo fue Tu’i Malila, una tortuga radiada que vivió al menos 188 años. Presentada a la familia real de Tonga por el explorador británico Capitán James Cook alrededor de 1777, Tu’i Malila murió en 1965.

Bandera de Santa Elena

La vida como la tortuga más vieja del mundo

En St. Helena, Jonathan es una especie de celebridad. El anciano animal vive junto a otras tres tortugas gigantes: David, Emma y Fred.

Aunque la vejez ha dejado a Jonathan ciego y sin sentido del olfato, su oído es excelente. Según Guiness World Records, responde bien al sonido de la voz de su veterinario.

A pesar de que algunos de sus sentidos ahora fallan, el veterinario de Jonathan, Joe Hollins, le dijo a Guinness World Records que el animal todavía tiene mucha energía, aunque esto varía según el clima.

“En los días templados, toma el sol: su largo cuello y piernas se estiran completamente fuera de su caparazón para absorber el calor y transferirlo a su centro”, dijo Hollins.

En climas más fríos, prefiere “enterrarse en el moho de las hojas o en los recortes de césped y permanecer allí todo el día”.

Hollins agregó: «A pesar de su edad, Jonathan todavía tiene una buena libido y se lo ve frecuentemente apareándose con Emma y, a veces, con Fred. ¡Los animales a menudo no son particularmente sensibles al género!»

(Santa Elena, es un país en África, dependiente del Reino Unido)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *